¿Teletrabajo,…. o trabajo flexible?

Partiendo de la base de que hay muchas definiciones de teletrabajo, o trabajo a distancia (según la última reforma laboral), la verdad es que se asocia casi siempre este tipo de trabajo a trabajar desde casa, de forma exclusiva,  y todos los días de la semana.

Pero la tendencia actual es mucho más amplia que eso, es el llamado Trabajo Flexible:

  • desde cualquier lugar (nuestra casa, un bar, un aeropuerto, un parque,…)
  • en cualquier momento
  • utilizando las herramientas TIC
  • e-documentación y BYOD
  • algunas horas, algunos días, siempre,…

Analicemos estos puntos:

DESDE CUALQUIER LUGAR y EN CUALQUIER MOMENTO

Si una de las características del teletrabajo es la flexibidad, no tiene sentido limitar al trabajador a otro entorno cerrado y fijo, aunque diferente del de la oficina: su vivienda.

Quién no ha trabajado, con su portátil o su smart-phone, desde un aeropuerto, una estación de tren, en un hotel o en el coche?.  Ni la empresa debe limitar el lugar para el teletrabajo, ni, lo que a veces es más relevante, el trabajador se debe autolimitar por lo que a su entorno de trabajo se refiere.

Por supuesto hay algunas acciones del trabajador que deben limitarse a unas horas concretas del día (llamadas a clientes o a colegas de trabajo,…), o a unos entornos o dispositivos concretos (trabajar una excel desde un portátil y no desde un smart-phone, preparar un informe sobre un cliente en un entorno que no sea público, sin gente alrededor,…).

Pero es fundamental, para conseguir la satisfacción extra del teletrabajador y su aumneto de productividad (ventajas de las que hablan todos los especialistas), la flexibilidad horaria y del emplazamiento.

Muchas veces las barreras se las pone el mismo teletrabajador, sobre todo cuando se inicia en esta metodología de trabajo, pensando que “si no estoy en mi mesa, parece que no trabaje”, o “quedaría mejor si esta documentación  la enviara en horario de trabajo”, aunque otras veces, las menos, las pone la empresa (con preguntas incómodas como “¿estás en tu oficina ahora?”,…)

La solución es muy simple: recordemos, nuevamente, que al teletrabajador se le mide por su productividad, no por su presencia ni emplazamiento físico.

UTILIZACIÓN DE LAS HERRAMIENTAS TIC, E-DOCUMENTACIÓN y BYOD

La palabra clave es comunicación. Se puede trabajar desde cualquier lugar, si contamos con las herramientas informáticas adecuadas, siempre que estemos comunicados con una conexión a Internet fiable.

Para ello se precisa la utilización del dispositivo adecuado, es decir, un smart-phone, o un ordenador portátil, o incluso una tablet. Cada vez más, la tendencia en este sentido es hacia BYOD (bring your own device) es decir, los dispositivos TIC los decide el trabajador, no la empresa.

Así pues, es el trabajador el que decide (y muchas veces adquiere, con o sin ayuda económica de la empresa) el dispositivo de trabajo, con algunas características básicas definidas por la empresa (sistema operativo, compatibilidad,…). Al fin y al cabo, el teletrabajador debe ser muchas veces autosuficiente para solventarse problemas informáticos, y es mucho más sencillo para él si ha elegido él mismo el dispositivo.

Las tablets han sido, en parte, un motor para esta tendencia. Mucha gente las ha adquirido a nivel particular, y ha decidido después intentar implementar herramientas de su trabajao para poder teletrabajar.

Con una buena conexión a Internet y un dispositivo adecuado, tan sólo hace falta que toda la documentación de la empresa, del proyecto, esté en formato electrónico.  Por mucho que muchos aún necesiten el papel para anotaciones, para definir los bocetos iniciales de un proyecto, etc., la e-documentación es fundamental para teletrabajar. Con ella se puede consultar cualquier cosa en cualquier momento y lugar, y de forma segura, además de ahorrar espacio.

TELETRABAJO SIEMPRE, o ALGUNOS DÍAS, o ALGUNAS HORAS

Las empresas cada vez más fomentan el teletrabajo o, mejor dicho, el trabajo flexible. No olvidemos que el objetivo final de estos cambios es disminuir costes (espacio de oficina y suministros, desplazamientos, dietas, etc) y aumentar la productividad (enfoque a cumplimiento de objetivos, aumento de satisfacción del empleado,…).

Una nueva tendencia en USA es reducir el espacio de las oficinas, y convertirlas en lugares de reunión, de trabajo en grupo, de colaboración (Workplace of the future- publicado 16/12/2012). En este caso, se mantienen lugares de trabajo “tradicional”dentro del edificio de la empresa, pero no asignados de forma exclusiva a un trabajador.

Hay otras empresas que definen un día por semana obligatorio para teletrabajar, como herramienta de creatividad. Consideran que el cambio de entorno y el menor número de distracciones fomenta la creatividad.

Otras, en cambio, definen unas horas, habitualmente las centrales del día, para estar en la oficina, siendo el resto del horario flexible, lo que permite una excelente conciliación laboral y ahorro de tiempo (sin horas punta, atascos,…).

Y otras, aplican en trabajo flexible en algunos departamentos de la empresa.

En todos estos casos, es evidente que los teletrabajadores pueden serlo sin atarse a la mesa de su vivienda y, en muchos casos, sin un horario estricto.

Los trabajadores pueden trabajar desde cualquier lugar, unos siempre, y otros algunos días, o algunas horas.

El tiempo que un trabajador dedique a trabajar de forma remota dependerá de sí mismo, de cómo se sienta, de sus necesidades de reunión con su grupo de trabajo (también se pueden hacer reuniones virtuales), y de su perfil de trabajo. Pero de eso hablaremos en el siguiente blog.

Anuncios

Acerca de martaorozco

I am Marta M.-Orozco, Industrial engineer, working in technical sales for about 15 years.
Esta entrada fue publicada en ahorro de costes, BCP, Business, conciliación, conciliación laboral y familiar, emprendedor, empresa, Home Office, Oficina en casa, Pyme, recursos humanos, sostenibilidad, telecommuting, teletrabajar, teletrabajo, Trabajar desde casa, trabajo, trabajo flexible, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a ¿Teletrabajo,…. o trabajo flexible?

  1. Los pocos teletrabajadores que “existimos” tenemos que difundir las bondades de esta modalidad para que sean una realidad y no sólo una utopía para unos pocos. Gran artículo Marta. ¡Ánimo teletrabajadores!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s