Marco legal para el teletrabajo

El objetivo de este nuevo Post es dar idea de cuál es el marco legal para los teletrabajadores. Para este blog me he apoyado en una compañera de Womenalia: Paula Talavera. Paula ha estado estudiando esta nueva reforma laboral, y se ha ofrecido a redactar este post.

El trabajo a distancia, denominado tradicionalmente como teletrabajo, es una forma flexible en la organización del trabajo que consiste esencialmente en prestar servicios fuera del espacio físico de la empresa durante la práctica totalidad de la jornada laboral. A continuación os hacemos una breve descripción de los principales aspectos legales relacionados con el trabajo a distancia:

¿Dónde se regula el trabajo a distancia?

La Reforma Laboral de febrero de este año (RDL 3/2012) ha modificado el artículo 13 del Estatuto de los Trabajadores dedicado a lo que tradicionalmente se conocía como teletrabajo que pasa a denominarse trabajo a distancia.

Adicionalmente, el Acuerdo Europe o sobre el Teletrabajo, de 16 de julio de 2002, establece una serie de criterios y pautas básicas del teletrabajo para empresas y trabajadores, pautas que están incorporadas en dicho artículo 13 del Estatuto.

¿Qué se considera trabajo a distancia?

El artículo 13 del Estatuto de los Trabajadores define el trabajo a distancia como la prestación de la actividad laboral que se realiza de manera preponderante en el domicilio del trabajador o en el lugar libremente elegido por éste, de modo alternativo a su desarrollo presencial en el centro de trabajo de la empresa.

¿Cómo se formaliza un contrato a distancia?

El acuerdo por el que se establezca el trabajo a distancia debe formalizarse por escrito, tanto si se pacta al inicio de la relación laboral como posteriormente.

Adicionalmente, el empresario debe entregar en el plazo de diez días desde la formalización del contrato de trabajo una copia básica del mismo a los representantes de los trabajadores del centro de trabajo al que esté adscrito el trabajador, si los hubiera, y comunicar la misma a la oficina de empleo. Se trata de proporcionar, tanto a los representantes como a la administración, todos los datos del contrato a excepción del número del documento nacional de identidad, el domicilio, el estado civil, y cualquier otro que, de acuerdo con la Ley Orgánica 1/1982, de 5 de mayo, pudiera afectar a la intimidad personal.

Sin embargo, la reforma laboral ha suprimido el documento de control de la actividad laboral que el empresario debía poner a disposición de los trabajadores a domicilio en el que debía consignarse el nombre del trabajador, la clase y cantidad de trabajo, cantidad de materias primas entregadas, y demás aspectos de la relación laboral que interesasen a las partes.

¿Cuáles son las obligaciones básicas del trabajador y el empresario?

•El trabajo a distancia tiene carácter voluntario para empresa y trabajador, ambos pueden aceptarla o rechazarla, sin que el rechazo por el trabajador sea motivo de despido o modificaciones de condiciones de empleo.

•Los trabajadores a distancia tendrán los mismos derechos que los que prestan sus servicios en el centro de trabajo de la empresa, salvo aquéllos que sean inherentes a la realización de la prestación laboral en el mismo de manera presencial. En especial, el trabajador a distancia tendrá derecho a percibir, como mínimo, la retribución total establecida conforme a su grupo profesional y funciones.

•Los trabajadores a distancia tienen derecho a una adecuada protección en materia de seguridad y salud resultando de aplicación, en todo caso, lo establecido en la Ley 31/1995, de 8 de noviembre y su normativa de desarrollo.

•Los trabajadores a distancia podrán ejercer los derechos de representación colectiva conforme a lo previsto en la presente Ley. A estos efectos dichos trabajadores deberán estar adscritos a un centro de trabajo concreto de la empresa para poder participar como representantes de los trabajadores, tanto como electores como elegibles.

•El empresario deberá establecer los medios necesarios para asegurar el acceso efectivo de estos trabajadores a la formación profesional continua, a fin de favorecer su promoción profesional.

•Asimismo, a fin de posibilitar la movilidad y promoción, deberá informar a los trabajadores a distancia de la existencia de puestos de trabajo vacantes para su desarrollo presencial en sus centros de trabajo.

•El empresario tiene la obligación de facilitar y asumir los costes de los equipamientos que el trabajador necesite para el desempeño de sus funciones.

Es una pincelada corta pero exhaustiva de las modificaciones del marco legal. Espero que os sea de utilidad.

Anuncios

Acerca de martaorozco

I am Marta M.-Orozco, Industrial engineer, working in technical sales for about 15 years.
Esta entrada fue publicada en Business, día de la oficina en casa, empresa, Home Office, Oficina en casa, recursos humanos, telecommuting, teletrabajar, teletrabajo, Trabajar desde casa, trabajo, trabajo flexible, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Marco legal para el teletrabajo

  1. Pingback: Teletrabajo, herramienta para emprendedores | Oficina en casa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s