Teletrabajador o “La soledad del corredor de fondo”. Visibilidad del teletrabajador

Trabajar en remoto tiene unas connotaciones diferentes a hacerlo desplazándose todos los días al centro de trabajo.

Entre otros puntos ya comentados, el trabajador debe sentirse:

–          Motivado

–          Que forma parte de un grupo /equipo

–          Con obligaciones / responsabilidades

–          Visible – que la empresa cuenta con él

Y todo esto es más relevante cuanto más teletrabaja el empleado.

Por ello es importante que tanto la empresa como el trabajador pongan de su parte, para hacer sentir al teletrabajador como parte integrante de la empresa. Y, del mismo modo, éste debe solicitar lo que precisa, ya que no debemos olvidar que este sistema de trabajo es muy nuevo, y muchas de las empresas que lo quieren implantar o que hacen pruebas piloto no tienen experiencia previa.

Como ya habíamos comentado en el post del DAFO , las herramientas de TI actuales facilitan enormemente que el teletrabajador se sienta parte integrante y viva del grupo de trabajo. Estas herramientas y este modo de comunicación empresa-empleado deben ser ofrecidas por la empresa y, en su defecto, solicitadas por el teletrabajador

Desde el punto de vista del teletrabajador, es fundamental estar siempre en contacto ni con los colegas de trabajo y con el jefe.

Un contacto semanal (vía teléfono, skype,…) con su superior hará que el teletrabajador se sienta parte del grupo, y relevante para sus colegas y su jefe, y a la vez esté al día de actividades externas a su grupo.

Pero el contacto del teletrabajador con la empresa no debe limitarse a su grupo o departamento, sino que ha de ser lo más amplio posible. Al fin y al cabo, muchos departamentos interaccionan entre sí, y hay muchas de esas interacciones que, en vez de hacerse por e-mail, pueden hacerse vía teléfono, skype, chat instantáneo,…. Es una forma más personal de hacer las cosas, y ayuda a que nuestro nombre no sea sólo eso, sino que se asocie a nuestra cara, a nuestra voz,…

Es lo más parecido a solucionar temas delante de la máquina del café. Nos permite mantener las relaciones y a la vez estar al día de lo que se cuece en la empresa.

Y nunca hay que olvidar, y menos si se teletrabaja, la Proactividad. Es una de las formas más efectivas de mantenerse visible (y útil!). Tanto si hemos visto una noticia que le puede interesar a un colega, como si es el cumpleaños de alguien, como para compartir una experiencia que puede ser de utilidad a nuestros compañeros, una nueva idea o iniciativa,…

La empresa también ha de poner de su parte, y mucho. Debe propiciar la intercomunicación entre sus teletrabajadores y el resto de la empresa, debe motivarles, debe darles las herramientas necesarias para que se puedan desarrollar, mantenerles informados, y por supuesto poner unos objetivos claros y asequibles.

Uno de los temores de la empresa es la falta de control del teletrabajador, pero el fijar objetivos lo soluciona, ya que lo que realmente importa es su productividad. Y a la vez, los objetivos ayudarán al trabajador remoto a mantenerse enfocado.

Los objetivos han de ser una mezcla de corto y medio plazo, para poder llenar al máximo al empleado, y permitirle ver que la empresa cuenta con él también a medio plazo. Y deben respetar en lo posible la autonomía horaria de la que disfruta el teletrabajador, ya que es una de sus ventajas.

Muchas empresas solicitan a sus teletrabajadores un planning semanal por adelantado. De nuevo, ésta es una herramienta para todas las partes. A la empresa le sirve para saber lo que su empleado  va a hacer trabajando desde casa, los compañeros saben cuándo éste va a estar accesible, y al teletrabajador le sirve para planificar mejor su tiempo.

Y no se debe olvidar los planes de formación y mejora del teletrabajador, como cualquier otro empleado. Si no pueden ser cursos presenciales, se pueden hacer on-line.

La relación del teletrabajador con el resto de la empresa debe ser bidireccional. La empresa ha de propiciar ese contacto. Hay muchas formas de hacerlo, como:

–          E-mails informativos sobre las novedades en la empresa a todos los niveles (organizativo, del personal,…).

–          Novedades a nivel de productos o servicios ofertados

–          Conferencias periódicas o incluso videoconferencias

–          Asistencia a eventos, congresos internos de la empresa,…

–          Webminars

La empresa debe recordar siempre las ventajas de los teletrabajadores: (menores costes de infraestructuras, menor absentismo, mayor grado de satisfacción, mayor productividad,…) y darles un buen soporte.

Los Teletrabajadores han de ser capaces, a la vez, de automotivarse y autogestionar correctamente su tiempo, y la empresa debe mantener informado y conectado al teletrabajador. Pero una de las personas que va a jugar un papel relevante en este aspecto son los líderes, los jefes de los teletrabajadores, que han de ser capaces de ayudarles y mantener siempre su cordón umbilical con la empresa.

Hablaremos de ello en breve

Anuncios

Acerca de martaorozco

I am Marta M.-Orozco, Industrial engineer, working in technical sales for about 15 years.
Esta entrada fue publicada en Business, día de la oficina en casa, empresa, Home Office, Oficina en casa, recursos humanos, telecommuting, teletrabajar, teletrabajo, Trabajar desde casa, trabajo, trabajo flexible. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s